Decesos, contraventores, secuestros de motos

El trabajo policial fue comentado por la Jefa de Comisaría, confirmando tres decesos en la jornada del martes.

Se recibió una denuncia por parte del presidente del Club Cooperativa, quien informara la sustracción de elementos indispensables para entrenamientos en esta entidad deportiva, habiéndose sustraído ocho pelotas, tres pares de botines, un amplificador con micrófono y otros, por lo que se solicita a la comunidad sobre datos que se pudieran aportar al respecto se diera a saber tanto a la institución o bien ante la unidad policial local, aunque habiendo datos investigativos firmes.

El sábado por la noche los uniformados condujeron a un menor de edad quien tenía en su poder una motocicleta que no contaba con la documentación respectiva, siendo una Guerrero Trip más otra moto que fuera abandonada por otro sujeto y siendo esta marca Keller también de 110 cc, siendo ambas depositadas en la unidad policial y quienes hayan sido víctima de sustracción de este tipo de rodados deberían de acercarse hacia la dependencia a fines de verificar las numeraciones.

Se condujeron a seis contraventores en el fin de semana de los cuales dos eran menores de edad.

Jornada con tres decesos

Una jornada muy complicada se ha tenido dentro de la comunidad breñense con el deceso de tres personas en toda la jornada, siendo en horario cercano del mediodía se toma conocimiento que en la Ex Quinta de Dico Acosta una persona mayor de edad falleciera por “muerte súbita” y debiendo intervenir el Médico Forense Dr. Hugo Rodríguez.

Otro hecho fatal fue el de un ciudadano mayor de edad quien tomara la drástica decisión de quitarse la vida en su domicilio, debiendo ser a la vez examinado por el mismo galeno quien determinó “asfixia mecánica por ahorcamiento” y posteriormente entregado el cuerpo para los fines póstumos.

Una tercera persona también falleció en las horas ya de la tarde, donde el médico de guardia del Hospital 9 de Julio solicitara la presencia del Médico Forense por el ingreso de una persona joven con paro cardiorespiratorio, y no pudiéndose realizar la autopsia pertinente por negativa de los familiares, debiendo el mismo galeno de Salud Pública emitir un certificado de defunción para así ser entregado a sus familiares.

Comentarios

Comentarios